Recetas Fáciles para Niños: Pastel de Sándwich (Sandwichón)

Esta receta clásica se puede preparar con anticipación y no requiere cocinar con fuentes de calor.

At-Home Learning | Edición de Verano es un recurso de educación temprana (para edades de entre 2 a 8 años) que ofrece actividades de aprendizaje en casa, guías y asesoramiento de expertos a familias, educadores y miembros de la comunidad.


Read this article in English here.

Esta receta viene directamente de las cajas de viejas recetas de las madres mexicanas. Su lugar de nacimiento es el estado sureño de Yucatán, donde un hombre llamado Petronilo Vázquez Madera, un panadero — un tipo muy innovador, de acuerdo a varias historias — comenzó a experimentar con recetas en las cuales incluía el pan rebanado que él vendía. Así, en la década de 1970, para alegría de muchas madres, nació el sandwichón. Y no es de extrañar que haya pasado la prueba del tiempo. El pastel de sándwich se puede preparar de manera rápida y fácil por adelantado, no requiere ingredientes costosos y puede alimentar a una multitud de pequeños invitados hambrientos de fiestas de cumpleaños.

¡Con fiesta o sin fiesta, es un platillo fácil y sabroso que toda la familia puede disfrutar!

Cuando se cocina con niños, siempre es importante crear un ambiente seguro y cocinar con mucha anticipación (no cuando todos tienen hambre) porque el proceso no será rápido. Esto es doblemente importante cuando se cocina con niños con necesidades especiales.

Preparación previa y consejos para cocinar con niños con necesidades especiales

  • Antes de traer a su pequeño especial, pique todos los ingredientes que necesiten ser picados de antemano y guarde todos los cuchillos para que puedan cocinar juntos de manera segura. Puede picar todas las verduras a mano, pero un procesador de alimentos lo hace más rápido. Los niños mayores sin necesidades especiales pueden ayudar, pero asegúrese de enseñarles cómo cortar de manera segura, con un movimiento de balanceo, como se muestra en el siguiente video.

Este video de los “Kitchen Buddies” de Jamie Oliver ofrece consejos sobre cómo enseñar a los niõs a usar un cuchillo de manera segura.

  • Si está cocinando con niños que están en el espectro, es fundamental evitar la sobrecarga sensorial. Después de preparar los ingredientes, asegúrese de tener un lugar tranquilo donde trabajar. Eliminar los peligros físicos es importante, pero asegurarse de que el espacio esté lo más tranquilo y libre de distractores posible, lo preparará para una feliz experiencia de aprendizaje.
  • Presentar a los niños muchas cosas al mismo tiempo también puede ser abrumador o desencadenante por lo que, nuevamente, es importante tomar las cosas con calma. Para hacer esto, presente los ingredientes de uno en uno para tomar nota y hablar con su hijo sobre las diferentes texturas, olores, colores y sabores de los ingredientes. Tenga en cuenta que algunos niños en el espectro tienen fobias y aversiones a los alimentos. La sensación de cosas babosas o sueltas, como la de los huevos duros, puede incomodar a su hijo, así que no lo obligue a lidiar con esos ingredientes. Lea más sobre la selectividad alimentaria y la sensibilidad sensorial en niños con trastornos del espectro autista.
  • Una vez que presente los ingredientes, trate de medir y contar los ingredientes. Esto ayuda a que los niños se familiaricen con los procesos que involucra el cocinar y los prepara para cocinar cosas más complejas en el futuro.
  • Cuando llegue el momento de decorar o mezclar, recuerde ser amable. El bajo tono muscular y el disminuido desarrollo de habilidades motoras finas pueden hacer que el combinar mezclas duras y decorar con cosas delicadas sea difícil.

Variaciones de la Receta

  • Esta receta es la que usamos en mi familia, pero ¡experimente! Intente hacer diferentes rellenos. Tal vez atún en lugar de pollo, jamón en lugar de pavo, o cree una nueva mezcla con sus vegetales favoritos. El aguacate, el pimiento rojo, el pepino, las zanahorias, el elote desgranado, los guisantes, los espárragos y el brócoli deben quedar bien. Una versión vegetariana hecha con una capa de humus, una capa de queso y otra de vegetales también suena deliciosa.
  • El pan blanco es clásico, pero el pan integral es una alternativa sabrosa y saludable.
  • Puede servirlo de la manera tradicional, con una guarnición de ensalada de macarrones o de papa, o llevarlo a una dirección más saludable con una pequeña ensalada verde de guarnición.

    Una rebanada de sandwichón servida con una guarnición de ensalada verde.
    Una rebanada de sandwichón servida con una guarnición de ensalada verde. | Victoria Gonzalez

Para 12 porciones

Ingredientes

16 rebanadas de pan blanco
1 taza de jamón de pavo picado
1 taza de queso cheddar picado
1 tallo de apio finamente picado
1 cebollín finamente picada
1 huevo duro picado
½ pimiento verde finamente picado (guarde el resto para un encurtido)
¼ taza de aceitunas sin hueso, picadas
1 lata de 5oz. de pechuga de pollo cocida y escurrida
1 lata pequeña de pimientos rojos asados, escurridos y finamente picados
⅔ taza de mayonesa
1 taza de crema agria, dividida (una mitad es para las mezclas de ingredientes y la otra es para el betún)
1 paquete de 8 onzas de queso crema, ablandado
3 cucharaditas de mostaza
Sal y pimienta al gusto

Decoración 
Unas cuantas ramitas de perejil, 2 aceitunas deshuesadas, 2 rebanadas de queso cheddar, tomate cortado en cubos y 2 semillas de calabaza.

Instrucciones

Paso 1 – Rellenos
Primero, haga los rellenos. Para el relleno de jamón con queso, mezcle el jamón picado y el queso con 3 cucharadas de mayonesa, 2 cucharadas de crema agria y 1 cucharadita de mostaza. Añada sal y pimienta al gusto. Coloque aparte.

Para el relleno de verduras, mezcle el apio, los pimientos verdes, el huevo, las aceitunas y el cebollín con 3 cucharadas de mayonesa, 2 cucharadas de crema agria y 1 cucharadita de mostaza. Añada sal y pimienta al gusto. Coloque aparte.

Para el relleno de pimiento rojo asado, mezcle los pimientos rojos con 1 cucharada de mayonesa y 1 cucharada de crema agria. Añada sal y pimienta al gusto. Coloque aparte.

Para el relleno de pollo, mezcle el pollo con 3 cucharadas de mayonesa, 2 cucharadas de crema agria y 1 cucharadita de mostaza. Añada sal y pimienta al gusto. Coloque aparte.

Momento de aprendizaje: Pruebe los ingredientes por separado y hable sobre su sabor. Pídale a su pequeño que describa los sabores e incluso que escriba en un diario cuál fue su parte favorita. Recuerde ir despacio para evitar la sobrecarga sensorial.

Paso 2 – Betún
En segundo lugar, haga el “betún.” Coloque el queso crema ablandado en un recipiente apto para microondas con la crema agria y mezcle hasta que quede homogéneo. Si tiene dificultades con esto, coloque el tazón en el microondas por 15 segundos dos veces hasta que esté suave y fácil de mezclar. Sazone con sal y pimienta al gusto, y coloque aparte.

Momento de aprendizaje: Piense y hable sobre cómo las diferentes temperaturas afectan los alimentos. Cuando trabaje con niños en el espectro, recuerde que a menudo tienen un tono muscular bajo, por lo que es importante hacer las cosas suaves y fáciles de mezclar. También puede dejar que su pequeño mezcle el betún para practicar habilidades motoras y táctiles.

Paso 3 – Ensamblaje 
¡Llegó el momento de armar! Coloque cuatro rebanadas de pan en un plato, refractario o charola para hornear formando un cuadrado y extienda el relleno de jamón y queso encima. Siga con otra capa de cuatro rebanadas de pan para cubrir el relleno de jamón y queso, y cubra con el relleno de verduras y huevo. Cubra con otras cuatro rebanadas de pan y cubra eso con el relleno de pollo. Extienda el relleno de pimiento asado sobre el pollo y cubra todo con una última capa de pan.

Momento de aprendizaje: Cuente las rebanadas de pan a medida que las coloca. 

Paso 4 – Decoración
Extienda su “betún” en la parte superior y los lados del sandwichón.

Finalmente, ¡decore como quiera! Haga flores colocando las aceitunas en rodajas encima del betún y agregue pétalos u hojas con el perejil. Los tallos de perejil también son perfectos para las flores. Cubra los centros de las aceitunas con el tomate en cubos. Para hacer un sol con una carita feliz, use un vaso para cortar un círculo en la rebanada de queso cheddar y corte cuadrados o formas de diamante del queso restante para formar los rayos del sol. Para hacer sonreír a su sol, cúbralo con una sonrisa hecha de una aceituna rebanada cortada a la mitas y ojitos de semillas de girasol. ¡A disfrutar!

Momento de aprendizaje: Inspire a su pequeño a desarrollar sus habilidades de pensamiento creativo dibujando otros tipos de sandwichones en un diario. ¿De qué otra manera se puede decorar la parte superior? ¿Qué formas hacen una flor? ¿Qué tal un sol? ¿O un pájaro? Obtenga más ideas sobre decoración aquí.

Vista superior de un sandwichón decorado con flores de perejil y un sol sonriente de queso
Vista superior de un sandwichón decorado con flores de perejil y un sol sonriente de queso. | Victoria Gonzalez

Inspirado y apoyado con información del Autism Awareness Centre Inc. y la Escuela Internacional de Chefs en Mérida, Yucatán, México. 

Relacionado

— Recetas Fáciles para Niños: Pan Tostado Artístico

Agradecimiento especial a Angie, la mamá de la escritora.